Seguidores

sábado, 27 de diciembre de 2014

TRADICIONES NAVIDEÑAS (II): EL BELÉN


Una de las costumbres más características de la Navidad en los países católicos es la colocación de belenes en iglesias y hogares, y hasta en establecimientos comerciales y plazas públicas. Se trata de una artesanía que no cesa de crecer, dado que tiene una gran aceptación entre el público.
La representación más frecuente en las viviendas se limita al Nacimiento en el pesebre, incluyendo las figuras de la Virgen, San José, los Reyes, algunos pastores, la mula y el buey, así como el Ángel y la estrella sobre la cueva o establo. Esto es, los protagonistas principales del relato evangélico de la venida  de Cristo al mundo. En espacios más amplios podemos ver un belenes más o menos completos, con toda la bullente vida de aquella pequeña población congelada en un instante: los campesinos, artesanos y pequeños comerciantes dedicados a sus actividades productivas, las mujeres en el mercado o realizando faenas del hogar, y los niños jugando. Todos ellos están ajenos al gran acontecimiento que, en ese mismo momento, está teniendo lugar en el más humilde de los lugares. Solo los sencillos pastores, acampados cerca de allí, reciben el anuncio del Ángel del nacimiento del Salvador. Y, junto a la vida del pueblo llano, también aparecen representados los escenarios del poder: el palacio de Herodes y las guarniciones romanas, con sus episodios de fuerza y violencia que contrastan con los anteriores: la degollación de los inocentes, la huida a Egipto de la Sagrada Familia...
 PARA LEER MÁS, HAZ CLICK EN MÁS INFORMACIÓN    

viernes, 26 de diciembre de 2014

NIÑOS DEL MUNDO. La fotografía de Steve McCurry

Habitualmente la Antropología centra sus investigaciones en los varones adultos, descuidando un tanto a las mujeres, a los niños, a los ancianos, a los discapacitados…Quizá tendamos a verlos como dos grupos contrapuestos: los hombres en su plenitud social, política, productiva y reproductiva…y las restantes categorías en un bloque, a veces solo abordadas en tanto subordinadas al varón, o como si fuesen hombres defectuosos, incompletos, en desarrollo. Ello quizá sea más evidente aún con la infancia, puesto que su estado psicológico en formación, su conocimiento solo parcial de las costumbres del grupo o sus limitaciones lingüísticas, los apartan del camino del estudio. Pero Steve McCurry, el famoso fotoperiodista estadounidense, ha encontrado la forma para hablarnos de niños de todos los rincones del mundo a través de sus impactantes fotografías. Estas fechas me parecen el mejor momento tanto para homenajear su obra, que tanto interés tiene para nuestra disciplina, como para reflexionar sobre la infinita diversidad humana y las difíciles condiciones de vida para los niños del Tercer Mundo.
PARA LEER MÁS, HAZ CLICK EN MÁS INFORMACIÓN

lunes, 22 de diciembre de 2014

WHAHAPPAN? "Dead Man" (1995) de Jim Jarmusch, un western antropológico

  WHAHAPPAN?         Por Miguel Florián


Tras los créditos finales del filme Dead man de Jim Jarmusch, se lee: Whahappan? ¿Qué pasó? Sí, ¿qué es lo que ha ocurrido a lo largo de las dos horas del filme?

Ya en los títulos de inicio nos encontramos con una desconcertante cita del escritor belga Henry Michaux: “No es conveniente viajar con un hombre muerto”. Y, poco después,  nos  adentramos en la historia de un hombre, de un hombre joven. Casi parece un niño, con sus gafas, desorientado en un territorio ajeno y desconocido. 



Asistimos a la historia de un hombre que viaja en tren, que partió desde el mundo civilizado (Cleveland) y se dirige a un miserable pueblo, Machine, perdido en el oeste norteamericano, con el propósito de trabajar como contable en una fábrica metalúrgica. Viste un traje a cuadros y chistera. Su pulcritud contrasta ridículamente con la de los rudos compañeros de viaje.  El maquinista del tren, inexplicablemente, abandona su trabajo y se sienta frente a él, le hace preguntas que le intimidan; paradójicamente, ese trasunto de Caronte, conoce qué habrá de ocurrirle. Ya en la estación de llegada, desciende del tren y camina por las calles de Machine en dirección al lugar de su trabajo. Las calles enlodadas, mugrientas… Los transeúntes de miradas torvas parecen amedrentarle… Todo es sucio allí, repugnante, inmundo…  Una vez en el antro de la fábrica se entera, entre risas, que ha llegado demasiado tarde y el trabajo se le ha encomendado a otra persona. Sin trabajo y sin dinero, deambula por el pueblo encenagado. Conoce a una mujer llamada Thel, que inevitablemente nos recuerda al Libro de Thel del poeta y pintor inglés William Blake. 
PARA LEER MÁS, HAZ CLICK EN MÁS INFORMACIÓN

sábado, 13 de diciembre de 2014

LECTURAS ANTROPOLÓGICAS DEL MITO DE PERSEO Y LA MEDUSA


Tradicionalmente se ha contemplado la figura mitológica de Medusa como símbolo del horror. Ese mito griego, gestado en la noche de los tiempos, ya se mencionaba en la Ilíada y en la Odisea, así como por Hesíodo, en relación al inframundo. Seguramente pertenece a una tradición cultural muy anterior a la Grecia clásica, época de la que proceden las versiones que conocemos, obra de Píndaro, Esquilo y Eurípides y más tarde desarrolladas por Ovidio y Apolodoro. Nos sorprenderá descubrir, a través de diversas lecturas del mito, que oculta un robo, una suplantación: la de una cultura orientalizante muy arcaica, en la que tenían un papel central las figuras de mujeres fuertes, encarnadas por poderosas diosas, sacerdotisas o reinas, como Medusa, por otra cultura helena relativamente más tardía y fuertemente masculinizada, que giraba en torno a los valores guerreros. En ella, el héroe solar Perseo destruye a la poderosa Gorgona, representando y justificando ideológicamente con ello el tránsito entre la vieja y la nueva  tradición, en la que no se admitiría ya más la rivalidad femenina.
PARA LEER MAS, HAZ CLICK EN MÁS INFORMACIÓN

lunes, 1 de diciembre de 2014

EN HONOR A LA VERDAD

 Por José Losada

NOTA PREVIA: La verdad a la que se refiere el título es la que esconden dentro de sí los refranes que, como el ámbar conserva insectos fosilizados, permiten conocer la realidad de los tiempos pasados. Me serviré de algunos de los que he ido escuchando a lo largo de mi vida. Por esa razón muchos de ellos están gallego y, en mi afán por reproducirlos con el mismo sabor que tenían, doy preferencia a las formas orales propias del sur de la provincia de Lugo que los envolvían antes que a la normativa del idioma. Pido disculpas si alguien considera que es un error. Intentaré explicar el significado de la mayoría porque creo que la traducción no siempre nos traslada todos los matices de estas frases ingeniosas y llenas de intención. Me ofrezco a ampliar las explicaciones a todo el que lo me lo haga saber a través de los comentarios. También agradeceré que los lectores compartan sus experiencias personales conmigo.

 Son conocidas las reprimendas que Don Quijote daba a su escudero por el abuso de los refranes, hasta llegar a decir: “Sesenta mil satanases te lleven a ti y a tus refranes” (Capítulo 43 de la segunda parte). Lo que de verdad molestaba al Caballero de la Triste Figura era la excesiva prodigalidad en su uso, que “se  le fuese la mano” en decirlos. Y como Sancho le replicase que él también los utilizaba, le contestó que los suyos venían como anillo al dedo y no arrastrados por los pelos, como le pasaba a los del  marido de Teresa Panza (Capítulo 67, 2ª parte). En el Capítulo 21 de la primera parte, por el contrario, dice el hidalgo: “no hay refrán que no sea verdadero, porque todos son sentencias sacadas de la mesma experiencia, madre de las ciencias todas”.
PARA LEER MAS, HAZ CLICK EN MÁS INFORMACIÓN

Seguir por em@il